25 noviembre - 2019

Las empresas del sector de la construcción están pasando por un proceso de cambio y de adopción de nuevas tácticas digitales y tener una estrategia básica de marketing se hace imprescindible a la hora de conseguir una nueva cartera de clientes.

Nos encontramos ante un contexto con grandes competidores, por lo que tener un buen posicionamiento y ofrecer contenidos de calidad se hacen recursos casi indispensables para las empresas del sector.

Conocer a nuestros clientes y sus comportamientos

Una estrategia básica de marketing nos permitirá conocer de manera anticipada los gustos de nuestros clientes, sus necesidades y comportamiento. Y es que en el proceso de toma de decisión, el cliente interesado debe ver nuestros servicios de la manera más correcta y eficiente, de la forma más profesional, puesto que es el primer paso para el inicio de la actividad. Mediante herramientas de análisis podremos ofrecerle el contenido más adecuado que lo anime a decantarse por nuestros productos y servicios.

 

Con unos objetivos bien definidos, el siguiente paso es medir si nuestra estrategia básica de marketing está cumpliendo sus objetivos o no.

 

Llegar a nuevos clientes y fidelizarlos

Las plataformas digitales pueden ser una buena forma de humanizar nuestra empresa y hacerla más cercana a los consumidores, para que así la relación entre clientes y proveedores se haga más estrecha y haya más posibilidades de compra. Siempre teniendo en cuenta estas premisas:

Crea conciencia
Genera interés
Consolida el deseo
Logra la decisión

Los antiguos clientes también juegan en la estrategia básica de marketing un papel fundamental. Revisa los trabajos para antiguos clientes de otros proyectos realizados, así como los realizados voluntariamente para amigos o conocidos. Si realizaste un buen trabajo y quedaron contentos con tus servicios, puedes solicitarles amablemente su ayuda para dar a conocer tu negocio de reformas y obras.

 

Lograr un buen posicionamiento

Hoy en día los clientes no necesitan salir de casa para tener acceso a todos los proveedores y servicios. El objetivo de nuestra estrategia básica de marketing será lograr que nos encuentren con un buen posicionamiento SEO y que valoren nuestro contenido y servicios por encima de nuestros competidores.

 

Medir resultados

Con unos objetivos bien definidos, el siguiente paso es medir si nuestra estrategia básica de marketing está cumpliendo sus objetivos o no.

En este artículo hemos visto que una estrategia básica de marketing es la clave para que cualquier empresa de construcción pueda atraer nuevos clientes y aumentar sus ventas y sus ganancias. Los gerentes de toda empresa constructora lo saben y es por esta razón que invierten la mayor parte de su tiempo, dinero y trabajo en la innovación y la mejora constante de sus actividades comerciales.

Es por esto que hoy en día el contenido es el pilar fundamental para establecer una estrategia óptima de marketing digital, ya que permite lograr un posicionamiento destacado respeto a la competencia y atraer nuevos clientes.

Si tu negocio está en el sector de la construcción te animamos a que te acerques a nuestra Oficina de Transformación Digital para que obtengas los mejores resultados.

 

Las Oficinas de Transformación Digital puestas en marcha en toda España por el Ministerio de Economía y Empresa, a través de la entidad pública Red.es, cuentan con un presupuesto global de cinco millones de euros. Las actuaciones a realizar serán financiadas con cargo al Programa Operativo Plurirregional de España (POPE), Fondos Europeos de Desarrollo Regional (FEDER) del periodo de programación 2014-2020 y bajo el lema ‘Una manera de hacer Europa’ que tiene entre sus objetivos mejorar el uso, la calidad y el acceso a las Tecnologías de la Información y la Comunicación (TIC).
Esta iniciativa se ejecuta en paralelo al Programa de Ayudas ‘Asesores Digitales’, dotado con otros cinco millones de euros a través del mismo tipo de Fondos Europeos y tiene por objetivo realizar Planes de Digitalización que ayuden a las pymes a incorporar las TIC en sus procesos: gestión del negocio, relación con terceros, comercio electrónico y digitalización de servicios o soluciones.